No hay medida drástica que pare lo impahrable

In febrero 15, 2018

Esta mañana han detenido a Ricardo Rosado compañero de PAH Parla, a las puertas del Congreso. Iba como invitado al Congreso a la sesión de Ley hipotecaria que se aprueba hoy; ley guisada por De Guindos para los estómagos agradecidos que viven a costa de nuestro sufrimiento.

Hasta donde sabemos, en el origen de esta detención se encuentra otro hecho. A Ricardo le detuvieron en el transcurso de un desahucio en las Estrellas. Cómo no, el universo Parla, la galaxia de los despilfarros, de los truhanes que vieron como oportunidad de su provecho y lucro dejarnos sin vivienda pública.

Lo que ha pasado podría ser anecdótico. Le habían citado por el suceso mencionado de las Estrellas y su procurador olvidó entregarle la dichosa citación. Pero el juzgado ha tomado la medida más drástica, el hecho mediático y emocional que desemboca en todo lo demás, la sensación de que nos tocan a una de las impahrables.

Ayer Ricardo estaba en Aranjuez en un desahucio difícil al que acudía con la intención de dar todo lo que tiene dentro, su generosidad incontestable. Hoy todas tenemos claro lo mucho que le debemos, y lo mucho que tenemos que devolverle.

Desde la PAH exigimos la inmediata puesta en libertad de nuestro compañero, pero exigimos también que se nos deje de criminalizar por la vía del exceso judicial y del exceso mediático. El exceso político resulta comprensible teniendo en cuenta que es su ineficacia la que paramos en las calles, la que hace que gente como Ricardo plante cara a los secuaces de turno, eso sí, con los medios pacíficos de los que hacemos gala y que son seña de identidad en este movimiento, y al cual criminalizan porque sí.

#RicardoLibertad

Comments are closed.