Tragicomedia #ArturoSeQueda: La PAH reclama frente a AvalMadrid, su corrupción nos cuesta la casa a todas

In Julio 27, 2017

Bienvenidas a esta fantástica convocatoria que marca el final de nuestro curso.

Hoy podrían desahuciar a un señor de más de 70 años que se llama Arturo… aficionado a siestas en sofás prestados y a gastarse dinero ajeno. Un español de bien, que diría Rajoy.

Dicen las malas lenguas que Arturo era un empresario que frecuentaba salones privados para cerrar contratos públicos en los que pagaba en B a sus trabajadores mientras daba de comer M a sus clientes. Desde la siesta a la digestión,  Arturo siempre pareció vivir más allá de sus posibilidades, pero en realidad de las posibilidades de otros… de las nuestras.

Siendo así de atrevido, de “echao palante”, Arturo decidió pillarse un casuplón en una urbanización de lujo, y emulando la tradición de los que carecen de escrúpulos,  llamó a sus “buenos amigos” políticos que gobiernan la Comunidad de Madrid, para que los compiyogis de Aval Madrid le financiaran ¡¡más de un millón de euros!! Para Aval Madrid y para los amiguitos políticos, Arturo debía ser todo un emprendedor… porque Arturo era entonces un  capo en la Patronal,  y aunque NO era el autónomo al que debían ir destinados los fondos públicos, era amigo del Pequeño Nicolás y de cacerías reales, algo que daba mucho caché.

Total, que cuando mejor iban las cosas para estas “gentes de bien” que dirían Rajoy y Cifuentes, cuando los pobres eran cada vez más y más pobres, y los ricos a lo suyo, un juez se interpone y nuestro emprendedor recibe una “invitación” para dormir la siesta en la cárcel unos meses meses. Y es que sus también colegas de Bankia, como Blesa, Rato y demás, le habían dado una ennegrecida tarjeta con la que podía gastarse el dinero de los clientes del banco sin dar explicaciones. Vaya, lo que viene siendo la corrupción…

Y sólo entonces una maldición cayó sobre Arturo. Los salones privados se cerraron para siempre, los contratos fueron papel mojado, los clientes de sus restaurantes le vomitaron la comida M, y los salarios B pasaron a ser A. Y cuando llamaba a Cifuentes ahora le decían siempre que estaba en la peluquería respasando su tinte y estrategia de rubia mujer fatal. Se acabaron las siestas en el sofá de Nicolasín y en los de Génova.

Ahora Arturo va a conocer cómo es la política de vivienda de la Comunidad de Madrid, y su medida estrella… la más utilizada… EL DESAHUCIO. ¿No pagas porque no puedes…? Pues a la calle.

En fin, amigas… Hemos trabajado mucho y duro este curso:

  • Sacar adelante toda una Iniciativa Legislativa Popular de Vivienda ha demostrado que tenemos una fuerza impahrable;
  • Nuestra campaña de obra social ha dejado claro que LA VIVIENDA NO ES DELITO, un ejemplo a seguir frente a los que violan derechos humanos.
  • Hemos trabajado muy duro parando desahucios, hasta perder la cuenta de tantos como han sido (Y no nos importa perder la cuenta de desahucios parados. ¡Los que no olvidamos son los ejecutados!).
  • Hemos sufrido -y resistido- una represión brutal… y no tenemos miedo.
  • ¿Nos hemos mirado al ombligo? para quitarnos la pelusilla 😉 desde la reflexión autocrítica, mirada larga al futuro, para que sea digno.

Con todo este trabajo, bien podemos gritar hoy un #ArturoSeQueda, echarnos unas risas, y desearnos las unas a las otras ¡Feliz Verano! ¡seguimos en la lucha!

¡¡SÍ SE PUEDE!!

Aviso Legal: Como a veces la realidad supera a la ficción, nos comprometemos a retirar cualquier contenido ilícito u ofensivo de esta sátira. ¡Nosotras sentimos lesionadas nuestra dignidad cada día con la corrupción y su impunidad, así como con los desahucios y la criminalización de la pobreza!

Comments are closed.